Aprendé a dominar la tarjeta de crédito

Cómo dominar la tarjeta de crédito

El número de créditos en forma de tarjetas ha crecido 154% entre diciembre de 2010 e igual mes de 2017. Y, si ese dato no te sorprende, dejame compartirte otro: la cantidad de dinero prestado a través del plástico en el mismo periodo incrementó 188%.

Según las cifras oficiales, este es el momento en el que más tarjetas de crédito hemos tenido circulando en el país y, por ende, es cuando más nos urge aprender a utilizar correctamente ese instrumento para que sean aliados de nuestras finanzas.

En las asesorías personales que realizo, la primera causa de sobreendeudamiento es precisamente el uso inadecuado de las tarjetas de crédito, las cuales por sus características propias (diseño para el corto plazo, comisiones y tasas de interés), si no se emplean adecuadamente, pueden convertirse fácilmente en un círculo vicioso de deudas con crecimiento imparable: cuando se retira dinero de una tarjeta para pagar la otra y a la inversa mes a mes, o tarjeta tras tarjeta.

¿Cuáles son los principales errores que cometemos cuando usamos las tarjetas de crédito?

  1. Ignorar tu fecha de corte y de pago, o no saber utilizarlos a la hora de realizar las compras.
  2. No dar seguimiento a los estados de cuenta, lo que ocasiona que muchas veces sin darnos cuenta, paguemos dos veces la misma transacción, asumamos la membresía anual u otros cargos que podrían revertirse si estuviéramos pendientes.
  3. Usar promociones con las tarjetas sin conocerlas a fondo; ejemplo: compras al 0% interés o altos descuentos sobre compras.
  4. Usarla como complemento de los ingresos, cuando es un préstamo que deberás pagar pronto y… ¿si no te alcanza el dinero para cubrir tus gastos regulares, cómo harás si sumamos un nuevo pago?
  5. Creer que el pago mínimo es el pago total que debés realizar, cuando simplemente es lo que el banco te solicita para que no estés en mora.

Y la lista de errores puede continuar y desencadenar muchos dolores de cabeza, tales como altos cargos por atrasos en pagos, asumir nuevas deudas para pagar esas cuotas mensuales, estrés y hasta pensar en renunciar a nuestros trabajos para tener con la liquidación una forma de pago, sin pensar en qué harás luego.

Para que tengás el control sobre tus tarjetas y no a la inversa, además  de conocer a detalle cómo usar las fechas de corte y pago a tu favor, te propongo seguir el modelo de las 5C:

Cuál tarjeta elegiré, según mis necesidades (hay de varios tipos, con descuentos en distintos tipos de comercio, por ejemplo supermercados) y  cuál transacción pagaré con la tarjeta, de modo que pueda aprovecharla como una financiamiento de corto plazo.

Cuánto será mi límite de la tarjeta. El hecho que el banco te ofrezca una cantidad no quiere decir que esa es la que debás tener. El autoconocimiento nos permitirá determinar qué cantidad puedo manejar adecuadamente.

Cómo voy a pagar cada compra que haga con ella: de contado en una cuota antes de mi fecha de pago, en más de una quincena, si mis fechas me lo permiten. Pero esto siempre debe tomar en cuenta el resto de mis gastos para no ver afectado mi presupuesto.

Con qué voy a pagar, es decir de dónde saldrá el dinero. Recordá que como el dinero no es infinito, cada gasto o pago que hagás restringe la capacidad de hacer otro, por tanto: si asumís pago de tarjeta por una compra, deberás reducir esa misma cantidad a otras compras o gastos. Valorá muy bien esto.

Control: es decir, revisar tus estados de cuenta y analizar en qué estás gastando y qué uso le das a la tarjeta de crédito. ¿Estás pagando muchos intereses?, ¿se te aplican con frecuencia cargos por mora? Entonces algo no estás haciendo bien y debés revisarlo de inmediato.

Para saber cómo dominar la tarjeta de crédito debemos tener claro que es un préstamo para ser pagado en poco tiempo, por tanto siempre debemos preguntarnos si es urgente hacer esa compra, ¿o puede esperar a que pase mi fecha de corte y así tendré más tiempo para pagar?

Y si querés conocer más sobre el correcto uso de este instrumento financiero, podés ver la transmisión de la charla que hicimos con Bac Credomatic sobre este tema:


Contenido relacionado

¡Suscribite ahora!

Si querés darle peso a tus pesos, podés suscribirte por correo electrónico.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *